¿Durante el embarazo se puede pintar el cabello?

La respuesta a esta inquietud sería si y no... Ahora te explicaremos las razones de esta respuesta ambigua.
Los tintes para cabello tienen muchos químicos, entre ellos está el amoníaco, p-fenilenediamina, dihidroxibenceno y aminofenol. Dichos químicos pudiera ser algo tóxico, pero en las cantidades que se encuentran en dichos tintes, no representan un peligro para quien lo utiliza.
Existen estudios que han tratado de asociar con aquellas mujeres que se han tenido el cabello durante el embarazo, con aquellas que han tenido problemas durante la gestación e incluso el niño en pueda desarrollar cáncer o algún defecto físico congénito.
Por el otro lado, existen estudios que indican que es muy poco probable que el tinte pueda hacer algún daño. De hecho, indican que los químicos son absorbidos en muy pocas cantidades por la piel y finalmente son expulsados del cuerpo a través de la orina.
Sin embargo, a las mujeres embarazadas se les tiende a bajar un poco el sistema inmunológico, pudiendo afectarle ciertas sustancias a ella o a su bebé. Sin embargo, no existen estudios certeros en los cuales se evidencie que efectivamente el tinte de cabello pueda ser un peligro en esta etapa que pasa la mujer.
Por otro lado, muchas mujeres se han teñido su cabello mientras están embarazadas y esto no ha repercutido en su salud o en la de su futuro hijo. Pero, recuerda que el organismo de cada persona distinta a la una de la otra y, por lo tanto, cosas que no le afecta a una, pudiera ocasionar algún daño a otra.
Por lo tanto, es recomendable que durante el embarazo, no tiña el cabello. O tal vez, optar por ciertas medidas poco más saludables.
Si optas por teñir tu cabello mientras estás embarazada, te recomendamos los siguientes tips:
  • Utiliza un tinte que sea de buena calidad, algunos tintes era ser peligrosos porque utilizan químicos que realmente pudieran ser peligrosos para la salud de tu bebé y tuyo. Entre los químicos altamente peligrosos pudieran estar el plomo y el mercurio.
  • Opta por alternativas naturales, pues usar henna que es un colorante natural de origen vegetal. De hecho, este tinte es el usado por las hindú para dibujar sus manos, son conocidos como los tatuajes en henna, los cuales duran un tiempo en la piel y luego poco a poco se va borrando. Desgraciadamente, este producto dura poco tiempo y pudiera dar una tonalidad roja o anaranjada que tal vez pueda que no te guste.
  • También como alternativas más naturales, puedes optar por los shampoo con color o aquellos tintes libres de amoníaco.
  • Cuando apliques el tinte, recuerda usar guantes y así tu piel no tendrá contacto directo con los químicos.
  • Procura que en el momento que te estén aplicando el tinte, hacerlo en un lugar y que Tenga bastante ventilación. De esta manera, puedes evitar que se concentre el olor y los gases del tinte, pudiera ocasionarte mareos o náuseas.
  • Si tienes mucha angustia, procura teñir tu cabello hasta el segundo trimestre de tu embarazo. Después de este trimestre, empiezan a formar órganos vitales del bebé, así como de sus extremidades.
  • Coloca el tinte por poco tiempo y después que se fije, enjuagarlo bien. Así evitas que se mantengan por mucho tiempo los químicos.
  • Y por último, siempre consulta a tu especialista de confianza sobre cualquier inquietud que tengas.